El Principado endurecerá los permisos al carbón de El Musel para evitar las manchas de la playa

El Comercio 

El Principado endurecerá los permisos al carbón de El Musel para evitar las manchas de la playa

«Hay que disciplinar la actividad privada» de los muelles, postula el vicepresidente. La Autoridad Portuaria ultima su contrainforme

El concejal Aurelio Martín, en su reunión con los miembros de la Plataforma Anticontaminación. / JOAQUÍN PAÑEDA

 

El concejal Aurelio Martín, en su reunión con los miembros de la Plataforma Anticontaminación. / JOAQUÍN PAÑEDA

 

RAMÓN MUÑIZGUILLERMO MAESE

GIJÓN. Jueves, 17 diciembre 2020, 10:23

La investigación iniciada en 2018 por el Instituto de Ciencia y Tecnología del Carbono (el antiguo Incar) para determinar el origen de las manchas que regularmente ennegrecen San Lorenzo va a traer consecuencias. Esta mañana el director del instituto y la jefa del laboratorio de estratigrafía expondrán a los grupos municipales el camino que han seguido para confirmar que «siempre ha existido carbón en la playa», el material se encuentra ya integrado en el sustrato, aparece al menos a 45 centímetros de profundidad y el origen de las rocas está «con alta probabilidad» en el tráfico de granel del puerto de El Musel. Solo hasta noviembre por los muelles comerciales y de la Ebhi pasaron siete millones de toneladas de carbón térmico y siderúrgico, último aporte de un movimiento histórico del propio puerto.

El Principado movió ayer ficha y anunció que revisará las autorizaciones concedidas a las empresas que cargan, descargan y almacenan este granel. La idea es obligar a que sigan nuevas restricciones con las que impedir que se sigan reproduciendo las manchas negras en la playa de San Lorenzo.

Lo anunció ayer el vicepresidente Juan Cofiño a preguntas del diputado de Podemos Daniel Ripa. «Tenemos que disciplinar las actividades privadas en el puerto; los focos de contaminación del carbón tienen que ver con ellas», expresó. El informe que han realizado el instituto adscrito al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) «nos ha ayudado mucho, a nosotros y a los técnicos de la consejería, a la hora de determinar dónde está localizado el problema», valoró Juan Cofiño.

El diputado de Podemos le reclamó que concretara «las medidas que piensan adoptar para frenar la llegada del carbón» y el presupuesto en las que las estima, al tiempo que subrayó que «es el Principado el que nombra al presidente de la Autoridad Portuaria».

El vicepresidente le replicó que «no vamos a ser ajenos ni pasivos con la situación», pero incidió en las soluciones que no requieren de fondos: «Tenemos que hurgar en el problema y tomaremos medidas que se correspondan con nuestras competencias; hay empresas que manejan carbón que únicamente necesitan una licencia de actividades molestas y nuestra aproximación será por esa vía, y otras que tienen autorización ambiental y volveremos sobre ellas».

Anticipándose a la presión que estaba por venir, la Autoridad Portuaria encargó el pasado año un trabajo propio sobre los materiales que componen el arenal de la playa. Fuentes próximas al mismo indican que está próximo a concluir.