Un buque de la marina civil, de unos 2400 de antigüedad, ha sido hallado en el Mar Negro.

Un buque de la marina civil, de unos 2400 de antigüedad, es hallado en el Mar Negro.

Se trata de un barco de unos 23 m de eslora que se dedicaba al transporte de mercancías.

Su estado de conservación es tal, que se le considera el buque construido antes del nacimiento de Cristo mejor conservado de todos los encontrados hasta la fecha.

Fue localizado por un equipo de investigadores marinos de la Universidad de Southamptom, que lo localizaron mediante un Robot submarino ROV a una profundidad de 2000 m. frente a las costas de  Bulgaria.

La posibilidad de estudiar en detalle las características de este anciano buque mercante, permitirá conocer mucho más sobre el diseño y la construcción naval en aquel tiempo. Será posible asimismo acercarse a las técnicas de navegación utilizadas en aquella etapa de la historia.

Según los expertos el barco griego se ha conservado tan bien gracias a que las frías aguas en las que se encuentra son muy pobres en oxígeno.

El barco deberá permanecer en las profundidades para evitar que se descomponga. En las profundas aguas en las que yace, no llega la luz, y en consecuencia no hay peligro de que la fauna submarina taladre las maderas.  

El equipo investigador recabará más fondos con el fin de retornar al barco y analizar con precisión la carga que aloja en sus bodegas, que también se conserva en un buen estado. Ello permitirá conocer incluso el puerto en donde fueron cargadas las mercancías y su presumible destino.

Los griegos en aquel tiempo ya habían creado varias colonias en lugares alejados de su patria y comerciaban habitualmente con ellas.

Tan solo se ha extraído una pequeña muestra del maderamen del barco con el fin de someterlo a un riguroso análisis y datar la fecha de su hundimiento.

El hallazgo es una gran noticia para el conjunto de la sociedad y en especial para cuantos trabajan e están interesados en conocer la historia de la Marina Civil.